Mascarillas Naturales Para El Cabello Seco

Para las mujeres el cabello es un arma de seducción y lucirlo hidratado, brillante y con vida es sumamente importante. Sin embargo, someterlo a diario al vapor de la plancha, al secador, a los rayos solares, a químicos demasiado fuertes y hasta el estrés puede ser mortal para el mismo, pues lo maltrata, lo reseca, debilita y lo quema.

Un cabello reseco y quemado luce deshidratado, falto de brillo, en ocasiones áspero, se cae, no crece, las puntas están abiertas y quebradizas y presenta dificultad para moldear y controlar. Según los expertos, el cabello se vuelve seco cuando las glándulas sebáceas dejan de producir grasa necesaria que lo protege y lo mantiene hidratado, esto ocurre debido a la pérdida o falta de nutrientes.

Si tu cabello luce de esta forma, debes saber que no todo está perdido, pues existen diversos remedios naturales que permiten devolverle la vida y el brillo a tu cabello sin necesidad de someterlo a más productos químicos que al final terminaran por dañarlo aún más.

Cuidados básicos para cuidar el cabello

Creerás que solo los químicos, productos de belleza o los remedios naturales son tu salvación, pero no es así. Nada de esto funcionará si no le brindas a tu cabellera el cuidado diario que necesita, por lo que si sigues al pie de la letra los siguientes consejos podrás lucir una melena hermosa e hidratada.

1- A la hora de peinar o recoger tu cabello no lo ajustes demasiado, pues si aprietas demasiado la goma esta quebrará tu cabello y lo hará lucir quemado y seco.

2- Elige un champú especial para este tipo de cabello, uno que contenga nutrientes y propiedades hidratantes que le den mejor apariencia. No todos los anticaspas son buenos cuando se tiene el pelo seco y quemado, por ello es mejor evitarlos o asesorarse antes de utilizarlos.

3- Evita lavar tu cabello con agua demasiado caliente, pues terminadas por secarlo más de lo que ya está.

4- Cada vez que laves tu cabello con champú dedícale por lo menos un minuto y masajea el cuero cabelludo con la yema de los dedos en forma circular, esto estimulara las glándulas sebáceas y hará que produzcan grasa natural.

5- Evita la plancha y el secador, mientras menos lo utilices mejor, pues el cabello quemado debe pasar por un periodo de limpieza y cuidado, esto ayudará a restituir su vitalidad, brillo y belleza. También puede probar el utilizar productos hidratantes que protejan tu cabello del vapor de estos aparatos. Para llevar tu melena suelta no necesariamente debes plancharlo o secarlo, hay cantidades de peinados hermosos que puedes realizar sin maltratar el pelo.

6- Corta tu cabello por lo menos cada tres meses, aunque sea solo las puntas, con esto eliminarás las partes quemadas y le darás vida, además un cambio de look nunca cae mal. Es importante que a la hora de desenredar tu cabello utilices un peine con cerdas gruesas.

7- Nunca te acuestes con el cabello mojado, esto además de afectar la salud, maltrata demasiado el cabello.

8- Si vas a la playa o a la piscina lava tu cabello en seguida con agua dulce, pues la sal de la playa y el cloro que contienen las piscinas resultan muy dañinos para el pelo. También puedes utilizar productos que lo protejan del sol.

9- Evita teñir tu cabello tan seguido, por lo general estos productos contienen químicos demasiados fuertes que lo marchitan y lo secan.

Libérate del cabello seco con mascarillas naturales

Todos sabemos que la forma más eficaz para combatir el cabello seco y quemado es la hidratación y más allá de los productos químicos que nos aplican en el salón de belleza, existen cantidades de mascarillas naturales que son buenísimas para reparar el cabello maltratado.

Estas mascarillas naturales, fácil de realizarse en casa, son excelentes para devolverle la vida y el brillo a nuestro cabello y puedes realizarla cuando quieras.

Mascarilla de aguacate

El Aguacate es buenísimo para reducir la caída del cabello y prevenir la resequedad. Además, le aporta al cabello las vitaminas requeridas. Elige uno bien maduro, tritúralo y utilízalo como acondicionador, aplícalo con el cabello mojado desde la raíz hasta las puntas y déjalo actuar por unos 20 minutos, luego retíralo con agua tibia.

mascarilla de aguacate

Aceite de Oliva y Romero

Los aceites naturales son perfectos para hidratar y mejorar la apariencia del cabello, tiene el poder de hacerlo lucir sano, fuerte y proporciona la hidratación y protección que el cabello quemado necesita. El aceite de Oliva proporciona brillo, nutre y repara el cuero cabello, fomenta el crecimiento, evita la caída y acaba con las puntas quebradizas, mientras que el Romero, además de tener propiedades desinfectantes, estimula los folículos para que crezcan nuevos cabellos, proporciona brillo y color, acaba con la caspa y al igual que el de Oliva evita la caída. Utilízalo por 15 minutos y enjuaga con abundante agua.

aceite de oliva

Huevo y miel

Esta mascarilla es la ideal para recuperar el aspecto sedoso y suave del cabello. Debes unir en un recipiente el huevo y la miel y aplicarlo desde el cuero cabello hasta las puntas, una vez esté completamente cubierto recógelo y colócate un gorro, esto para que el cabello absorba el producto, déjalo actuar por 30 minutos y retira con champú y abundante agua.

Mascarilla huevo y miel

Cerveza con aceite de oliva y mayonesa

Este tratamiento es buenísimo para el cabello quemado, lo hidrata y le da brillo. Para realizarlo, solo necesitas medio vaso de cerveza, un poquito de aceite de oliva, mostaza y mayonesa; mezcla todos los ingredientes y colócalo en las puntas del cabello por unos 20 minutos, luego enjuaga con agua tibia. Puedes repetirlo dos veces por semana y veras los resultados.

Enjuague de tomate

Esta mascarilla es una de las más fáciles que hay, pues solo debes sacarle el zumo a dos tomates y enjuagar el cabello con ello, esto debes realizarlo después de haberte lavado el cabello como los haces habitualmente. Puedes dejarlo actuar unos 15 o 20 minutos y retirarlo con agua. Colocar unos trocitos de tomate o la pulpa al champú que utilizas también puede funcionar.

Mascarilla de sábila

Todos sabemos que la sábila es un excelente ingrediente para el cuidado de la piel, para eliminar cicatrices y por si no lo sabias es buenísimo para cuidar y tener un cabello saludable. Si deseas hacer este tratamiento, debes aplicar la sábila recién cortada de la planta sobre el cabello y cuero cabelludo, masajea por unos 15 minutos y enjuaga con agua tibia y con los productos que utilizas habitualmente. La Sábila o Aloe Vera ayuda a limpiar  y combatir el cuero cabelludo reseco y el cabello quebradizo.

Mascarilla de mayonesa

La mayonesa es rica en aceites y proteínas que pueden ayudarte a reconstruir, fortalecer e hidratar el cabello, lo harán lucir sano, suave y brillante. Solo debes colocarlo desde la raíz hasta las puntas, masajear de forma circular y dejarlo por 30 minutos, luego enjuágalo con agua, champú y acondicionador. Repite este tratamiento cada quince días y veras el cambio, pasaras de un cabello marchito y áspero a uno suave y con brillo.

Además de esta y otras mascarillas para el cabello que puedes realizar en casa, si lo deseas puedes realizarte un tratamiento con Keratina, la cual proporciona una hidratación profunda, haciendo que el cabello recupere la vitalidad. Asimismo, quieres devolverle el movimiento, suavidad y luminosidad a tu cabello, dale vitaminas.

Mascarilla de mayonesa

La vitamina E, puede ser de gran ayuda y puedes encontrarlas en las mismas tiendas donde adquieres los productos para el cabello, mediante capsulas. Así que no esperes más, recupera la vitalidad de tu cabello realizando cualquiera de estos tratamientos, lucir un cabello sano y brillante es muy fácil.

Artículos Relacionados:



Deja un Comentario

Leer más
Cómo hacer que mi pelo se rice

Cómo hacer que mi pelo se rice. Muchas veces deseamos lo que no tenemos. Las mujeres que tenemos el pelo...

Cerrar